Los 40 principales - ¿De qué se conocen? ¿Por qué hablan tanto? ¿De verdad ha salido esta noche con sus amigos...? La infidelidad es hoy en día una de las grandes preocupaciones en las parejas. Sí, están a la orden del día porque es rara la persona que no conozca a alguien que haya sido infiel alguna vez.

De hecho, en estos últimos días se ha hecho viral un vídeo muy divertido sobre infidelidad. En él aparece una chica que entra en su casa y graba cómo su novio está con otra mujer. ¿La reacción de la amante? Hacer que es un maniquí. Sí... Increíble pero cierto. Os dejamos un enlace del video para que lo podáis ver.

https://www.youtube.com/watch?time_continue=89&v=kfj6Zrnfi74

En Anda Ya nos ha picado la curiosidad sobre este asunto y hemos querido descubrir más... ¿Cómo funciona todo esto? ¿Hay un perfil típico de persona infiel? ¿Un modus operandi?

¿Quién mejor que contestarnos a estas preguntas que los detectives privados? Hemos recurrido a varias agencias de detectives para que nos cuenten cómo funcionan las historias de infieles.

Del 50 al 90% de los trabajos que los detectives hacen están relacionados con la infidelidad. Además, sí hay un perfil concreto, porque según ellos: ''hay gente que de nacimiento tiene la tendencia a ser infiel aunque luego hay otras cosas que te llevan por el camino de la infidelidad''.

Según nos cuentan, se ve mucho ejecutivo de éxito, grandes empresarios... Porque: ''Cuanto más poder adquisitivo tienes, más acceso a la infidelidad tienes''.

Y, ¿a dónde va la gente para cometer estas infidelidades? Por lo visto, entre los lugares más frecuentes hay de todo: ''Si se lo pueden permitir van a un hotel'' ''Luego tienes las infidelidades de la gente más joven, que como no tienen recursos se suelen meter en un portal''. Y ojito, porque si todo eso falla siempre te quedan unas buenas zarzas: ''al lado de un pantano, entre zarzas es donde han elegido tener el contacto más íntimo''.

Entre las historias más alucinantes que nos han contado están las de las familias paralelas. Es decir, gente que tenía varias familias a la vez. Con sus hijos, su casa... En fin, su rutina. ¡Increíble!